Cómo organizarse con las comidas

Cómo organizarse con las comidas

¿Cansada de estar pensando cada día qué hacer de comida? ¿Cuándo preguntas en casa qué les apetece comer y te responden con indiferencia te hierve la sangre? Es posible que esto se agrave y aumente la frustración si encima se quiere hacer una mejora en la alimentación pero no se sepa ni cómo empezar ni cómo organizarse con las comidas. Suele pasar. Por eso aquí tienes unos pequeños consejos para que comiences a comer saludable sin que te conlleve más tiempo de lo necesario:

EL CONTENIDO DE TU PLATO

Lo primero que debes tener en cuenta es lo que va a contener tu plato. Aquí es necesario haber empezado a hacer cambios en tus hábitos para que sea saludable y nutritivo. Pero hay que hacerlo con pequeños cambios y progresivos.

Si quieres mejorar tu alimentación pero no tienes claro qué debes cambiar ni cómo hacerlo prueba gratis el Reto «7 días saludables».

Saber las cantidades y proporciones de cada alimento que debe tener el plato te ayudará luego para hacer la lista de la compra.

Cada persona y familia tiene unos gustos, unos hábitos y unas tradiciones gastronómicas diferentes, así que es importante tener esto claro a la hora de hacer combinaciones de comidas. No te cierres a nuevas experiencias culinarias. ¿Qué tal unas lentejas con ensalada en lugar de las típicas estofadas con chorizo?

TEMPORALIDAD DE LOS ALIMENTOS

Para que el menú sea saludable, no deben faltar las frutas y verduras. Son ricas en fibra y nutrientes como vitaminas y antioxidantes.

Pero si son de temporada mejor que mejor, ya que:

  • Más sabrosas.
  • Sostenibles sobre todo si además son de producción local, reduciendo el impacto medioambiental por el transporte.
  • Más baratas.
  • Se recogen en su punto óptimo de maduración.

ORGANIZARSE LAS COMIDAS

Puede parecer muy tedioso, pero en la planificación está el éxito. Además, teniendo las claves de cómo hacerlo, al final no lleva tanto tiempo.

Para organizarse lo mejor es contar con un planificador. Puede ser de imán para la nevera, una hoja impresa con una plantilla, una agenda…

Es muy importante adaptarlo a las necesidades de cada casa. Sin olvidarnos de horarios, hábitos de compra, rutinas, y gustos, muy importante. Sobre todo si queremos que los hábitos saludables se mantengan, se debe disfrutar también de lo que se come. Aunque se necesite hacer una progresión para ir aceptando sabores y texturas.

Ayuda mucho tener un listado de recetas saludables que podamos incorporar en el planificador. Hay que intentar que las recetas no se repitan semanalmente para que sea lo más variado posible.

Cómo organizarse con las comidas
Fuente: Freepik

Después de ello, selecciona las recetas por grupo de alimento, intentando que en la semana se adapte a las frecuencia de consumo recomendado.

No hay una sola forma de organizarse con las comidas. Como decía, cada casa es un mundo. Hay unos horarios, unos gustos, unos hábitos…por eso, hay personas que tener un planning del menú semanal calculado al milímetrro sea lo que necesiten. Otros en cambio, necesiten tener más margen para cambios o la improvisación.

Esto no es un problema, al final cuando conoces las claves de cómo hacerlo de forma fácil y sencilla, puedes optar por una u otra forma, adaptarlo según el caso, la semana, o hacerlo tuyo.

¿Necesitas ayuda para planificar tus comidas? Reserva ya tu sesión informativa de 30 minutos gratis para ver la mejor forma de ayudarte.

CONTAR CON UNA DESPENSA SALUDABLE

Nada sería posible sin tener lo necesario en casa. No sólo ahorra tiempo el planificar el menú. También es importante contar con una despensa preparada y claro está, con opciones saludables.

Esto nos evitar tener que estar comprando cada día. Por un lado ahorraríamos tiempo a la hora de pensar en qué comer con un planning del menú semanal, pero lo gastaríamos en tiempo empleado en comprar.

Con una despensa lista y preparada no necesitaríamos hacer paseos a la tienda diariamente.

Cómo organizarse con las comidas
Fuente: Freepik

Pero además, tener una despensa saludable lista, nos ayuda en momentos donde no es posible llevar a cabo lo planificado en el menú y surgen imprevistos. Esto haría, que en esos momentos lleguemos a recurrir a la comida a domicilio.

Para evitar esto, ayuda mucho hacer una compra consciente llena de procesados saludables. Para ello, no nos queda otra que hacer una lectura e interpretación exhaustiva del etiquetado nutricional.

Aún así, siempre podemos echar mano de ciertas ayudas como Mistmeals, que nos ofrece platos saludables y listos en 3 minutos en el microondas. Y te puedo asegurar que ¡están riquísimos! A mi me facilitan mucho el día. Haces tu pedido online, y lo recibes en tu casa, con envases reciclables y elaborados en menos de 48 horas.

Y lo mejor, ahora tienes en tu pedido con Mistmeals un 10% de DESCUENTO aplicando mu cupón NUTRIVERSSA10.

HACER BATCH COOKING

Planificar el menú nos ayuda a adelantarnos y poder dejar hecho varios platos o aunque sea, mínimamente procesados para el día que lo cocinemos.

Aún así, también se puede recurrir a lo que nuestras madres y abuelas han tenido que hacer parra poder llegar a todo, y es el de cocinar para varios días, o como se le llama ahora, hacer batch cooking.

Este es un recurso útil, si necesitas llevar la comida al trabajo, o llegas tan tarde a casa que no tienes mucho tiempo para cocinar.

Esta sería una ayuda más, un extra a la hora de llevar a cabo la planificación que has hecho. Tiene sus pros y sus contras, pero una opción más de cómo organizarse las comidas para conseguir comer más saludable.

¿Cuál de todos estos consejos crees que te ha ayudado más?


¿Necesitas ayuda para planificar tus comidas? ¿No sabes en qué fijarte a la hora de hacer tus compras para que sean más saludables? ¿Crees que tu problema son las cantidades? Escríbeme o solicita tu sesión de 30 minutos gratuita y te ayudaré a conseguir tu objetivo sin dejar de disfrutar de la comida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.